Potosinoticias.com
Cultura

Ku Klux Klan, la secta racista que nació en Nochebuena hace 156 años

Una reunión de amigos para contar anécdotas, comer y beber en Nochebuena dio paso a una de las sectas radicales más duras de la historia de la humanidad: el Ku Klux Klan.

¿Qué es lo que pudo pasar para que una reunión de camaradas previo a la Navidad diera paso a un grupo supremacista que no solo buscara revertir los apenas iniciales derechos de la raza negra, sino que los llevaran hasta el extremo del asesinato, la cacería, el odio?

Bueno, como sabemos, los grandes movimientos del mundo nacen del idealismo o las creencias, pero al radicalizarse, terminar por irse al lado oscuro.

Eso pasó con la reunión de seis ex veteranos perdedores de la guerra civil estadunidense un 24 de diciembre de 1865, en la Nochebuena; todos habían luchado en la parte del sur del país, en la parte esclavista.

Esta charla de amigos en Pulaski, Tennessee se dio a menos de un mes de la prohibición de la esclavitud en el país y aún todos los estados conferederados estaban bajo ocupación militar. Los ánimos no eran los mejores.

¿Qué significa Ku Klux Klan?

Cuando este grupo de hombres derrotados buscó crear una asociación, sin pensar que a la postre sería una secta racista, buscaban en realidad ser solo un colectivo de esparcimiento, de unión entre veteranos, de diversión.

El nombre del clan fue buscado con vehemencia, y se eligió Ku Klux tomado del término griego kyklos, que significa círculo. En realidad en Ku Klux Klan sería la reunión de los tíos para jugar baraja. Sin embargo, la situación en el sur, la ideología de los confederados, llevaron a este grupo a tomar acciones fuera de su cueva del hombre, haciendo, primero, bromas a los negros libres a quienes asustaban con capuchas blancas, y posterior, ataques con violencia.

Apenas dos años después, esta inercia se había hecho popular en los estados del sur. En la primavera de 1867, el autoproclamado ‘Imperio Invisible’ designó a Nathan Bedford Forrest (sí, el nombre que recibió Forrest Gump de su madre como lección de que “a veces hacemos cosas que no tienen mucho sentido”).

Tras una oleada de violencia y una serie de miles de asesinatos relacionados con móviles racistas, incluido el del congresista de Arkansas James M. Hinds, Nathan Bedford Forrest disolvió el Ku Klux Klan. El grupo regresó a la clandestinidad.

Un nuevo comienzo

El movimiento no había desaparecido del todo, era oculto, reaccionario y radical, aun más con la llegada del Acta de Derechos Civiles, también conocida como el acta Ku Klux Klan. Así se iría consumiendo con base al activismo legislativo, hasta 1915.

Un 8 de febrero se estrenó la película El nacimiento de una nación, que tenía como protagonista al KKK. Esta cinta es una sátira de la guerra civil con tintes racistas, en donde se glorifica al klan y muestra como tontos a los enemigos del mismo. Esta cinta tuvo un impacto tan grande que incluso fue proyectada en la Casa Blanca por el presidente Woodrow Wilson, el presidente de pasado confederado y quien había decretado que blancos y negros trabajaran en la misma oficina.

“Es como escribir la historia con un relámpago. Mi único reproche es que es todo terriblemente cierto”, citó tras ver la cinta.

El presidente no sabía que su voz sobre la película daría vía al klan

Nace el segundo Ku Klux Klan

La aprobación del presidente a El nacimiento de una nación revivió el sentimiento supremacista blanco en los Estados Unidos, sobre todo en el sur; varios propagandistas del movimiento comenzaron a motivar a más personas para sumarse a esta ideología.

Se añade un segundo hecho a la efervescencia del KKK: el linchamiento de Leo Frank, un hombre acusado de violar y matar a una niña de 13 años, Mary Phagan, y luego ser absuelto. Era inocente, y el nombre de Frank fue aprovechado por los supremacistas.

Motivados por el político de Georgia Thomas E. Watson, y con miembros del klan original y de los Caballeros de Mary Phagan (grupo que secuestró y linchó a Leo Frank) forman el nuevo KKK y nombran a William Joseph Simmons como líder.

Este último impulsor del renacimiento del klan, fue uno de los principales promotores de la película El nacimiento de una nación. Días antes de su estreno se reunió con otros supremacistas en la cima de un llano y prendió fuego a una cruz de madera. Ahí comenzaba la nueva era del KKK.

Con una promoción con muchos recursos, saliendo a la luz en desfiles públicos como el de 1925 en la capital de Estados Unidos, Washington, con 50 mil personas, el klan retomó el país, incluso llegando a peldaños políticos reavivaron el racismo… o lo promovieron legalmente en varios estados.

Con la gran depresión y una asesinato indignante, volvió a recaer la secta, hasta 1950 cuando se reavivó, esta vez no es la clase media y alta como en las dos ocasiones anteriores, sino en la clase baja, motivados por las protestas de la raza negra tras la Segundo Guerra Mundial.

Durante los siguientes años la secta ha sido parte de la vida política y social de los Estados Unidos; asesinatos recurrentes, atentados, y miles de actos aislados pero motivados por el supremacismo blanco, son parte de los 156 años de vida de KKK.

Con información de Milenio

Notas Relacionadas

Reinauguran la Sala de Orientación del Museo Nacional de Antropología

PotosíNoticias

DIF estrega apoyos a artesanas de Tierra Nueva

Potosinoticias .com

“Tuneando”, el nuevo disco de Dolce Tuna

PotosiNoticias

Déjanos tu Comentario