Potosinoticias.com
Salud

Mitos y realidades de las adicciones

En materia de adicciones a cualquier sustancia tóxica o dañina si se consume en exceso, existe una serie de mitos y realidades que la población debe conocer para estar alerta. El doctor José Ramón Arellano Cano, director del Instituto Temazcalli adscrito al DIF Estatal, advierte que en enero se detectan las consecuencias de los excesos vividos en la época decembrina en cuanto al consumo de alcohol, drogas, tabaco e incluso alimentos, y ahora es tiempo de reflexionar y comenzar a actuar.

“Una de las realidades de hoy es que cada vez estamos enfrentando el aumento en el consumo de nuevas sustancias que hacen adicción; quiero destacar el incremento considerable de población con adicción a las metanfetaminas como el cristal, que es una realidad triste y difícil de ver que ya adolescentes desde los 15 años tienen adicción a esta sustancia”.

Por ello, es urgente que la población deje de lado ideas erróneas en torno al tratamiento de las adicciones.

“Uno de los mitos más frecuentes es que cuando se tiene una adicción, ésta se va a quitar con pura fuerza de voluntad, que todo está en la mente y que los pacientes por sí solos pueden dejar la sustancia cuando ellos lo consideren. Eso es una mentira: para tratar las adicciones sí se requiere voluntad, pero también recibir tratamiento, lo que implica un apoyo psicológico, psiquiátrico, advierte el doctor.

Otro de los errores en las creencias es que el tratamiento se da exclusivamente internando al paciente, “pero en la realidad es que existen lugares que ofrecen consulta externa, ambulatoria, y existen también los centros de rehabilitación como es el Instituto Temazcalli. En el Sistema Nacional de Salud se cuenta con varias instancias que permiten el tratamiento de las adicciones de una forma integral”, afirma el doctor Arellano Cano.

Al tratarse de un problema de salud pública, el director de Temazcalli explica que las adicciones afectan diversos ámbitos de la vida del paciente. “También se cree erróneamente que el tratamiento de las adicciones es únicamente para dejar de consumir: no es así, el objetivo es que el paciente adquiera hábitos saludables en diferentes esferas de su vida, ya que vemos la presencia de una situación más frecuente de adicciones en casi el 100% de los pacientes, y viven una patología dual, es decir que los pacientes tienen tanto una adicción como otra enfermedad psiquiátrica que puede ser depresión, ansiedad, problemas de sueño o Trastorno de Déficit de Atención e Hiperactividad, por ello el tratamiento integral es tanto para la adicción a la sustancia como para la otra enfermedad psiquiátrica”.

El doctor Arellano es enfático en resaltar un mito más: el económico, ya que se cree que los tratamientos son muy caros y no es así. “Contextualizado aquí a San Luis Potosí, afortunadamente contamos con en Temazcalli en el sistema público, pues es una institución adscrita al DIF Estatal y tenemos cuotas de recuperación muy accesibles, después de un estudio socioeconómico por parte del área de Trabajo Social”.

Para atender las necesidades de los usuarios y pacientes, Temazcalli cuenta con personal altamente capacitado en todas sus áreas de atención, desde psiquiatras, psicólogos, internistas, enfermeros, nutriólogos y trabajadores sociales, todos trabajando en pro de resolver los problemas de adicción en cualquier edad y etapa.

“Es importante destacar que este fenómeno va en aumento, desafortunadamente hemos visto en las últimas estadísticas, como en la Encuesta Nacional de Consumo de Drogas y Alcohol y Tabaco de 2017, que los adolescentes y en especial las mujeres son grupos de la población que está incrementando el consumo y el abuso de alcohol”.

En este sentido, los indicadores sociales emergentes que no se puede dejar pasar en cualquier miembro de la familia o de los amigos es considerar la cantidad de la sustancia, pero más que nada el grado en que una persona disfuncional. “Es decir que desempeñan sus roles, que una persona ya no sea capaz de cumplir con sus actividades, de cuidarse a sí misma, que también genera violencia hacia otra persona o destruya objetos.

El paciente con adicciones puede enfrentar las responsabilidades económicas, laborales, académicas, por ejemplo, que haya fuga de dinero y por pagar sustancias ya no paga cuentas de la casa; el que disminuyan las calificaciones o el que ya no exista una sana convivencia familiar, esos son los mejores indicadores de que el consumo de sustancias está haciendo daño y que requiere una evaluación y un tratamiento”, concluyó el director de Temazcalli.

Notas Relacionadas

Esto es lo que no deberías comer durante la menstruación

PotosíNoticias

Lista la primera inyección anticonceptiva para hombres

PotosíNoticias

Cerveza y quesos, causantes de migraña

PotosíNoticias

Déjanos tu Comentario